¿Puede un tinte revitalizar tu cabello?

Revitalización de cabello con tintura

Muchas mujeres tienen como práctica habitual teñir su cabello por diversas razones, ya sea para refrescar su apariencia, cubrir las canas o cambiar de look y verse diferente. Usan tintes para que el color de su melena luzca mejor.

 

Olvida los tintes químicos

Bien es conocido que la mayoría de los tradicionales tintes comerciales contienen diversos compuestos químicos que resultan dañinos para tu pelo con el paso del tiempo; unos con mayor facilidad que otros dependiendo del tipo y frecuencia de uso.

Los efectos del alcohol, amoniaco, resorcinol, parabenos, glicol de propileno, SLS, PPD, otros colorantes y siliconas que acompañan a los tintes convencionales suelen ser muy negativos: resecan el cuero cabelludo y debilitan y maltratan la fibra capilar haciéndola quebradiza y de aspecto seco. Además, pueden causar alergias e irritaciones comunes.

Sin embargo, aunque la estética es importante, mayor es la preocupación por nuestra salud. Esto ha causado que en la actualidad sea cada vez más concurrida y mejor valorada la opción de una coloración vegetal, es decir, de usar tintes naturales.

 

Las bondades de lo natural

Se trata de preparaciones caseras o comerciales basadas en ingredientes botánicos únicos o combinados, con propiedades colorantes y nutritivas en proporción suficiente para modificar la tonalidad de tu pelo sin agentes químicos nocivos. Además, aportan beneficios adicionales a la salud de tu melena.

Basadas en recetas y métodos sencillos que vienen de la antigüedad, estas tinturas tienen efectos muy similares a las artificiales sin la interacción agresiva de sus componentes. Por el contrario, su acción se adapta a las características de tu cabellera, los resultados se muestran progresivamente desde la primera aplicación y permanecen por más tiempo sin procedimientos secundarios.

Los tintes ecológicos o naturales obtienen su color de los pigmentos orgánicos de especies vegetales tales como henna, cassia, salvia, manzanilla, café, aloe, hibiscus, rubia, nogal, remolacha o índigo, entre otros. Algunos suelen incluir otros ingredientes como ginkgo biloba, aceite de argán, ácidos frutales, té negro, arcillas, minerales, hojas de linaza, soja y otros extractos naturales.

 

Coloraciones de varios tipos

La utilización de estas tinturas o compuestos varía según el cambio deseado, el tipo y tonalidad base de la cabellera que se someterá a tratamiento. Hay alternativas específicas para que logres diversos estilos y tu melena sea saludable:

  • Para colores rojizos o caoba, la henna es la indicada. Su efecto incluye fortalecer las hebras. Para castaños claros o rubios más intensos, esta se combina con la manzanilla.
  • La salvia es la solución efectiva para disimular o encubrir las canas.
  • El nogal actúa para reafirmar los colores castaños; el café y el índigo, para los castaños oscuros o morenos. Mientras que ambas plantas oscurecen el pelo, el té negro, por su parte, renueva el brillo de los tonos oscuros. De igual forma, el limón, el mango y la zanahoria son de gran utilidad para relucir los tonos naturales más claros.

 

Cabello radiante y revitalizado

Los tintes vegetales reúnen unas ventajas inigualables. Con una efectividad superior al 80 % tras su aplicación, no solo tiñen el cabello con un acabado de mayor naturalidad e intensidad, sino que lo cuidan, nutren y acondicionan al estimular la oxigenación y regeneración celular. Además, protegen su caída y combaten la grasa y la caspa, le dan energía y un aspecto brillante, suave y manejable, lleno de vitalidad.

Estos beneficios hacen la diferencia. Elige un buen tinte natural y recuerda que tu cabello requiere, para mantener la vivacidad de color obtenida, cuidar la exposición en exceso al sol y una buena higiene con un champú ecológico y otros productos acondicionadores de fama mundial.

 

También te va a interesar: Beneficios de usar el delineador de henna hindú

 

Deja un comentario

WhatsApp chat