Cómo preparar y aplicar correctamente la henna para el cabello

henna

La henna es un excelente producto para teñir tu cabello de una forma natural, sin tener que dañarlo. Protege y nutre tu cabello, le aporta brillo, regula el pH y la producción de grasa en tu cuero cabelludo, lo que es muy beneficioso en un tratamiento de cabello graso. Además, posee pigmentos capaces de teñir el cabello en distintos tonos.

Cómo preparar este pigmento para el cabello

Prepararlo es muy sencillo, primero debes tener en cuenta que no es un tinte permanente y la decoloración puede irse a los cuatro meses. Algunas recomendaciones antes de emplearlos son las siguientes:

  • Procura comprar el producto en tiendas naturales.
  • Al momento de preparar la mezcla, lo ideal sería que agregues un par de cucharadas de zumo de limón para que el tinte oxide.
  • Cuando vas a pintar tu cabello, procura no lavarlo el día anterior, pues los aceites naturales del cabello contribuirán con el tinte.
  • Es recomendable usar guantes de látex al momento de aplicar el tinte para evitar mancharse las manos.

Reuniremos los materiales dependiendo del tono que deseamos obtener. Puedes combinar ingredientes para obtener distintos tonos. Los materiales que utilizaremos son los siguientes:

  • Necesitarás un paquete de henna para el cabello, la cantidad va a depender de la cantidad del largo y abundancia de tu cabello.
  • Una cuchara de aceite de oliva.
  • Agua caliente.
  • Un recipiente de plástico evita el de metal porque puede alterar el tono del tinte.
  • Una cuchara de madera.
  • Para obtener un rubio fresa claro, usa jugo de limón, vino tinto o vinagre.
  • Para obtener un rubio, puedes mezclar con infusión de manzanilla bien concentrada y una o dos cucharaditas de zumo de limón a manera de oxidante.
  • Para conseguir un rojo intenso, puedes usar brandy o zumo de limón.
  • Para conseguir un rojo amarronado menos intenso, puedes usar café bien concentrado o infusión de té negro.
  • Para conseguir un tono negro, mezclas el tinte con índigo.

Luego juntaremos todos los ingredientes un nuestro recipiente y mezclamos. Agregaremos el agua (de preferencia que este muy caliente) en cantidad suficiente hasta que se forme una pasta homogénea y suave. Dejaremos reposar y cubriremos con papel film unas horas o toda la noche para obtener mejores resultados. Sabrás que el tinte está listo cuando pase de un color verde a un color marrón oscuro.

Cómo aplicar este tinte natural

Presta atención a estos pasos para aplicar correctamente este pigmento natural:

  1. Primero dividimos el cuero cabelludo en partes.
  2. Luego aplicamos el tinte, presta mucha atención a las raíces.
  3. Cubre todo el cabello con el tinte homogéneamente.
  4. Amontona el cabello en la parte superior de la cabeza.
  5. Retira el exceso del producto con un paño húmedo.
  6. Envuelve el cabello con un gorro o una toalla viejo para evitar mancharla.
  7. Deja reposar la mezcla un par de horas para obtener mejores resultados es preferible dejarla toda la noche.
  8. Para enjuagar el cabello, es preferible utilizar guantes. Arrodíllate sobre la bañera en vez de pararte para evitar teñir tu cuerpo.
  9. Enjuaga hasta que el agua salga clara.
  10. Entra en la ducha y aplícate el champú habitual.
  11. Aplica un acondicionador profundo y déjalo reposar por unos 10 a 15 minutos antes de enjuagarlo.
  12. Deja que el cabello seque con el viento y verás los resultados. Evita lavarlo o mojarlo dentro de 24 a 48 horas.

Los tintes naturales contienen sales minerales y Lawsonia, que son muy beneficiosos a la hora de utilizarlo, pues no solo protegen tu melena, sino que cuida tu cuero cabelludo del daño solar, aporta nutrientes, regula la grasa e hidratan tu pelo, lo que le aporta más brilloso y se ve saludable.

 

Deja un comentario

WhatsApp chat